Inversión: cinco errores que se cometen en bolsa

Inversión: cinco errores que se cometen en bolsa

bolsaDe grandes errores están repletas las operaciones en bolsa. En principio es la falta de experiencia de los inversores, pero no de menor importancia, las deficiencias en las que inciden éstos en sus operaciones. Se puede aprender de estas malas actuaciones, para finalmente conseguir que la situación cambie, y consiguientemente formalizarlas con éxito la inversión.

Uno de los principales errores consiste en comprar acciones sin ningún análisis técnico o fundamental de los valores, y que llevaría a que su evolución no fuese como nos hubiésemos planteado inicialmente. La información será la mejor medicina para solucionar este problema.

Otro factor de distorsión será cuando se compren acciones antes de romper resistencias, en niveles claros de sobrecompra, o en situación de debilidad de los mercados. Será toda una apuesta para fracasar nuestras inversiones, y lo peor, de forma innecesaria, ya que puede evitarse fácilmente.

En un tercer escalón se situaría la compra de acciones de valores con una marcada tendencia bajista. Y que lejos de revalorizarse, pueden incidir peligrosamente en ahondar la marcada tendencia bajista que presentan en sus gráficos. Con el serio peligro de perder buena parte del patrimonio invertido, incluso vendiéndolos antes de tiempo.

Tampoco se puede olvidar aquellas situaciones en donde se invierten nuestros ahorros en empresas con graves problemas de contabilidad, o que al menos presentan deficiencias en sus cuentas. Y que seguramente, y también, generarán recortes en sus precios como consecuencia de su estado empresarial.

Y como última posibilidad, no convienen invertir nuestro dinero en empresas que se comportan por debajo de la media general. Su motivación tendrá alguna causa objetiva que no convendrá olvidarse, a no ser que sus efectos reviertan igualmente en el estado de nuestras cuentas.

Son solamente unos ejemplos de lo que no debemos hacer en el mercado de renta variable, y especialmente si nuestro objetivo es no disminuir el patrimonio acumulado en los mercados bursátiles. Estos consejos podrán ayudarnos a evitar estas situaciones tan poco deseadas por los ahorradores, y por supuesto, a optimizar las operaciones en los mercados de renta variable.

Sin Comentarios

Deja tu comentario