Fondos y cotizados

Fondos y cotizados

 CEDIN-DolaresenMano-FDG

Existen una gran cantidad de productos financieros y de inversión, y muchos de estos están subivididos en otros tipos. Un ejemplo de esto lo tenemos en los fondos y cotizados, que representan a los fondos de inversión regulares y otros conocidos como fondos cotizados, o cotizados a secas.

 Los fondos de inversión pueden estar sujetos a bienes inmuebles o deuda emitida por países extranjeros, mientras que los cotizados tiene como principal característica que cotizan en la bolsa de valores como si se tratara de las acciones de una empresa, por lo que se pueden comprar y vender a un precio diferente según la demanda en ese momento sin tener que esperar al cierre del mercado para saber el líquido que se va a percibir.

 El objetivo que persigue este tipo de fondos es el de imitar a un índice concreto y se puede negociar a lo largo de toda la jornada durante la cual esté abierto el mercado en el que cotiza.

 Estos fondos están sujetos a la ley de la oferta y la demanda, por lo que resultan en realidad mucho más inestables que los fondos de inversión tradicionales, aunque como contrapartida es posible obtener un beneficio mucho mayor en caso de que se negocien al alza y se sepan aprovechar los mecanismos del mercado de la bolsa.

Sin Comentarios

Deja tu comentario