Economía doméstica

Economía doméstica

Fondosdeinversion

Como norma general, a los ciudadanos de a pie no nos interesa el estado en el que se encuentran los fondos y cotizados que se manejan en los mercados de valores o en los que invierten las grandes fortunas internacionales, pues bastante tenemos con lograr llegar a final de mes y no deberle nada a nadie.

 Y es que parece que cuando se menciona en la televisión el estado de la economía se están olvidando de la base de esta misma, que no es otra que la economía de las familias, esa que día a día y mediante pequeños movimientos, apenas apreciables dentro de las grandes cifras, es la que realmente marca si un país se encuentra realmente en buenas o malas condiciones económicas.

 Por mucho que se empeñen los actores económicos en insistir que las cifras en las que se mueven factores como las deudas de los países o el índice en el que se encuentra la inflación o la balanza de pagos, no sirve de nada si esto no repercute en la creación de puestos de trabajo con los que poder estimular el consumo, lo que a su vez genera otros puestos de trabajo y se produce una especie de círculo virtuoso que mejora el bienestar de la mayoría de las personas que pueden ver cómo la economía de verdad crece para todos.

Sin Comentarios

Deja tu comentario